Protestas en Barcelona dejan más de 150 heridos y 83 detenidos

Las violentas manifestaciones, que parecen estar lejos de terminar, han dejado daños incalculables en las calles de la capital de Cataluña

19 Oct 2019 12:26Por: Noticias.canalrcn.com

Barcelona, España, vivió durante 5 días violentas protestas que dejaron varios heridos, destrozos incalculables y una guerra política por el independentismo que aún no acaba.

¿Por qué se generaron las manifestaciones?

Grupos separatistas catalanes salieron a las calles para movilizarse en contra de las sentencias que el Tribunal Supremo de España dictó en contra de nueve líderes independentistas por su participación en el referéndum de independencia de la comunidad autónoma de Cataluña en 2017.

Por esta razón, los ciudadanos que protestaron calificaron de injusto el veredicto del tribunal y arremetieron contra la fuerza pública y sedes del Gobierno español.

Las protestas

El 14 de octubre, mismo día del fallo, los manifestantes bloquearon la entrada al aeropuerto de Barcelona y a varias estaciones del metro de la ciudad.

"Siempre hemos buscado vías pacíficas pero nadie nos hace caso. Nos vemos obligados a tirar de la desobediencia", aseguró ese día Carles Navarro, un consultor de 49 años.

En el segundo día, la organización ‘Tsunami Democrático’ incrementó la violencia en las calles de la ciudad costera. "Esto solo acaba de empezar. Tenemos que prepararnos para lo que vendrá y hacer imparable el Tsunami Democrático", anunciaban los manifestantes.

El miércoles, durante la tercera jornada de disturbios, al menos 96 personas tuvieron que recibir atención médica en la región catalana debido a la violencia en las principales calles.

Para el viernes se convocó a una huelga general en la que se reunieron manifestantes separatistas de varias partes de la región. Caos, enfrentamientos contra la Policía de Barcelona y desmanes por parte de radicales, concluyeron con la violenta semana.

El balance

Al finalizar la huelga general, al menos 182 personas resultaron heridas, según el informe de los servicios de socorro. 152 del total de los casos se presentaron en Barcelona, el resto en Girona, Tarragona y Lérida.

El Ministerio del Interior reveló que, en la región, la cifra de detenidos llegó a 83.

La Basílica de la Sagrada Familia, el Mercado de la Boquería y otros sitios turísticos de Barcelona se vieron obligados a cerrar sus puertas a los visitantes.

A pesar de la violencia generalizada, miles turistas no se movieron y aseguraron que no hay razón para irse de la ciudad.

Henrik Broyer, un viajero danés de 37 años afirmó que "francamente, yo no veo ningún problema. Durante el día no hay violencia, visitamos y descubrimos la ciudad, sus jardines. ¡Es genial!".

"¿Por qué irse? Solo hay que ir con más cuidado y, sobre todo, mantenerse alejado de los anarquistas catalanes. ¡Esos no se andan con bromas! A su lado, los chalecos amarillos no son nada", dijo Laura Martín, una turista francesa.

Además, ciudadanos mostraron su apoyo a los Guardias Civiles y les ofrecieron regalos, comida y gritaron mensajes de apoyo por las labores durante los cinco días de violencia.

Nuevas protestas

Manifestantes independentistas anunciaron que es posible que se sigan movilizando para mostrar su negativa ante la condena de los líderes del separatismo.

Ante el anuncio, Miquel Buch, responsable de Interior en la región, anunció: "hago un llamado a que esta convocatoria se realice de forma cívica, pacífica".

NoticiasRCN.com