La rebelión de Atlas | Por: Michael Sandoval

La rebelión de Atlas comenzó y es momento de dejar de pensar que las soluciones vienen del sector político, los políticos no son la solución, son el problema.

17 Abr 2021 7:00Por: Noticiasrcn.com

Michael Sandoval 
@Libertariosed en Twitter

Usted es Atlas, usted que está pagando el salario del funcionario público que le dice que no puede vender y que debe cerrar su negocio, ustedes mis queridos comerciantes son Titán soportan bajo sus hombros el inclemente yugo de los impuestos, que disfrutan desde sus casas los funcionarios públicos y los políticos de turno, que les imponen cuarentenas estrictas diciéndoles que sus negocios son no esenciales, como si llevar el pan a sus casas no fuera esencial.

Esta semana empezó la rebelión de Atlas, el martes pasado se encadenó en la Plaza de Bolívar el representante de la Asociación Colombiana de Organizadores de eventos José Leiber Rodríguez, como un acto de protesta frente a los atropellos a los cuales han sido sometidos por parte de la alcaldesa Claudia López, ellos fueron citados a una reunión donde se comprometieron a llevar a cabo todos los protocolos de bioseguridad,  he hicieron millonarias inversiones para cumplir todas esta burocráticas exigencias, para que hora con las cuarentenas estrictas los fines de semana, se  destruya la única posibilidad que tienen estos empresarios para ganarse la vida.

Mientras esto pasa con los organizadores de eventos cerca de 20.000 trabajadores del sector del comercio en la capital manifiestan que no acatarán la orden de cierre durante este fin de semana. Hasta el cuello por las deudas y al borde de la quiebra, dicen estar cientos de comerciantes formales de la ciudad tras la crisis que ha producido en sus negocios los confinamientos estrictos que se han implementado en la emergencia sanitaria por el COVID-19.

Por ello, estos trabajadores y propietarios de comercios en los sectores de San Victorino, San Andresito y del Restrepo se declararon en desobediencia civil ante la cuarentena decretada por la Alcaldía Mayor de Bogotá para este viernes, sábado y domingo.

Mis queridos comerciantes,  la rebelión de Atlas ha comenzado y es momento de dejar de pensar que las soluciones vienen del sector político, los políticos no son la solución, son el problema, reformas tributarias que nos afectan el bolsillo y cuarentenas, no son la solución a nuestros problemas, la solución la tenemos los privados, por ejemplo en Estado Unidos las farmacias están administrando desde el 11 de febrero 100 millones de dosis de COVID al mes, gracias a que enviaron un millón de dosis aproximadamente 6.500 tiendas, incluidas las farmacias de Walgreens, CVS, Walmart, Publix y otras, a partir del 11 de febrero.

Esta pandemia existe y mata, pero que eso sea así no quiere que los ciudadanos no podamos elegir qué queremos hacer con nuestras vidas, cuándo vender y cuándo comprar.

El argumento de salvar la vida no puede ser la excusa para matar a la gente de hambre, porque si lleváramos ese argumento hasta las últimas consecuencias tendríamos obligar a todos los gordos a hacer ejercicio, además de prohibir las hamburguesas, los cigarrillos  y la comida chatarra ya que la cardiopatía isquémica es la es la principal causa de muerte en el mundo y ésta se genera por el tabaquismo, la obesidad y el sedentarismo.

La gente se muere así de simple y a esta generación le toco asumir una pandemia, lo que estamos diciendo a los políticos con la rebelión de Atlas es: ¡déjennos en paz! y no nos maten de hambre para evitar que nos muramos de COVID, al no dejarnos trabajar.

 

*Pedagogo en emprendimiento infantojuvenil

Noticias RCN Google News

NoticiasRCN.com

Te puede interesar