Los enemigos del comercio contraatacan | Por: Michael Sandoval

El virus chino es enemigo perfecto para que los estatistas agranden su poder y que la gente los obedezca con gusto.

26 Dic 2020 6:00Por: Noticiasrcn.com

Por: Michael Sandoval*
@Libertariosed en Twitter

Las nuevas medidas que los políticos quieren implementar en Colombia para frenar la expansión de virus chino le costarán a nuestra economía 180 mil millones de pesos y eso no significa dinero solamente, significa gente que no podrá llevar el pan a sus casas, negocios que cerrarán y empleados que se quedarán sin trabajo.

También significará el aumento en los suicidios por el encierro y el aislamiento social. Solo para citar un caso: el 6 de julio se confirmó la muerte de una menor de ocho años de edad que habría decidido quitarse la vida luego de que --según sus padres-- les insistiera en querer ir al parque y no se lo permitieran por temor a que se contagiara del virus en el municipio de Puerto Guzmán (Putumayo).

¿Pero quiénes son los enemigos del comercio?

Son todos aquellos que llevan recibiendo su salario mes tras mes, ocupando cargos públicos sin ver afectadas sus finanzas. Son aquellos que parasitan de los que sí generamos riqueza, son los que nos asfixian con sus regulaciones, impuestos y cargas burocráticas.

El Estado es la gran ficción mediante la cual todo el mundo incentiva vivir a costa de todos los demás. Muchos lo sostienen esperando algún futuro beneficio, el cual unas veces se concretará y otras veces no, o lo hará en una medida menor de la que esperaba.

Pero hay una élite extractiva, la parasitaria clase dirigente estatal. Que vive exclusivamente –y, por lo general, bastante bien-- de acrecentar el Estado hasta reventar las costuras de sus límites teóricos, si el Estado dispone de un poder sin restricciones, sus dirigentes tenderán a aumentar hasta el máximo posible su propio poder y riqueza y a expandirlos, por tanto, más allá de los supuestos límites.

¿Cuándo imaginamos que un alcalde iba a decirnos qué días podríamos salir de nuestras casas? ¿Cuándo nos imaginamos que un alcalde nos iba a decir cuándo podríamos comprar?

El virus chino es enemigo perfecto para que los estatistas agranden su poder y que la gente los obedezca con gusto y les exija de manera pusilánime que le controlen sus vidas.

En el pasado fueron los pobres o el nacionalismo, hoy en día un virus es el elemento objetivo con el que el Estado se mete en tu vida.

Mi mensaje para los emprendedores, comerciantes, trabajadores, empresarios y en general a todos los que no pertenecemos a esas élites extractivas y a los que sí vivimos del intercambio voluntario, es el siguiente:

Está más que claro quiénes son los enemigos del comercio, a quien les beneficia que exista gente pidiendo subsidios en lugar de trabajar, a los que les interesa que su poder crezca porque eso significará más impuestos, y en consecuencia más gente parasitando de los que sí generamos riqueza.

Mis queridos amigos de los intercambios voluntarios, a pesar de estar viviendo en un país de pusilánimes que les besan los zapatos a los políticos en lugar de tratarlos como lo que son: sanguijuelas que viven a expensas de nosotros, quiero decirles que no permitan que muera el héroe que llevan en su alma, revisen la naturaleza de esta batalla, el mundo que desean puede ser ganado, existe, es real y posible, es de ustedes, los colombianos libres.

Ustedes son personas que quieren existir de un modo donde eleven a la humanidad, ustedes los colombianos libres nacieron con la oportunidad y con la capacidad de convertirse en personas legendarias en épocas de pandemia y en épocas de estatismo.

Ustedes han sido creados para llevar a cabo proyectos de la categoría de una obra maestra y construidos para ser una fuerza del bien en este grandioso país.

Mis queridos colombianos libres, ustedes tienen derecho a reclamar la soberanía sobre su grandeza original y sobre el fruto de su esfuerzo, todos los grandes hombres del mundo son personas que dan no que toman, es momento de que escojan un trabajo heroico que dejen perplejo a su mercado por la originalidad y la utilidad que ofrece.

Mis queridos colombianos libres empecemos la rebelión del atlas y entendamos quiénes son los enemigos del comercio, tengámoslo claro cada vez que quieran imponer sus ideas a través de uso de la fuerza y la coacción, tengamos claro que nosotros somos los que pagamos la cuenta y que para recuperar el control de nuestras vidas, negocios y futuro los enemigos del comercio deben ser desobedecidos, porque el poder opera solo si dejamos que opere.

¿Cuáles son nuestras opciones?

Les puedo dar tres sin que sean las únicas:

1. Declarar zonas de libre desarrollo económico como lo hizo Den Xiaoping a finales de la década de 1970. Es decir, lugares libres de impuestos y regulaciones estatales a la libre empresa y la libre iniciativa, así como lo está haciendo Australia con su proyecto Turing o como lo está haciendo Honduras con su proyecto Prospera.

2. Si los políticos colombianos no entienden el peso que generan para nosotros, tendremos que usar el voto con los pies. Es decir, emigrar a países que sean más libres que el nuestro.

3. Proteger el fruto de nuestro esfuerzo en criptomonedas, oro o plata, cada vez más el dinero fiat pierde respaldo y valor, por eso es una muy buena opción para los amantes de la libertad, antes de que a los estatistas se les dé por imprimir más billetes.

 

* Pedagogo en emprendimiento infantil y juvenil

NoticiasRCN.com

Te puede interesar