Opiniónseptiembre 17, 2021hace 2 meses

¿Quién eres? Tu yo pasado

El yo pasado integra las cualidades adquiridas por cada uno de nosotros durante su vida, las cuales lo hacen un ser único e irrepetible: un individuo.

@migueldezubiria en Twitter*

Este es el yo de una muchacha de dieciséis años, que pronto comprenderás:

Columna Miguel de Zubiría

Recordemos la tesis de que no somos un yo, sino tres. El yo pasado, presente y futuro. Cada uno a cargo de funciones esenciales. El yo pasado integra las cualidades adquiridas por cada uno de nosotros durante su vida, ellas lo hacen un ser único e irrepetible: un individuo. De allí la importancia crucial de conocer tales cualidades.

El yo presente discurre en las complejas interacciones y vínculos de cada quien, con su padre, madre, hermanos, vecinos, compañeros, amigos y muchas más personas. Es el yo relacional, del cual parece depender la mayor parte de una vida feliz, según el gran estudio de la Universidad de Harvard. Si deseas escuchar la presentación ingresa a Google TED Universidad de Harvard felicidad, solo dura diez minutos.

El yo futuro contiene anhelos, sueños, ilusiones, deseos. Desde los más vanos como desear mañana almorzar un sanduche de jamón, hasta tus proyectos de vida laboral o amorosa, tus macroplanes.

Hoy descifraremos el yo pasado. Resume miles y miles de experiencias comenzadas al nacer o inclusive antes. Sartre lo condensó en su bello aforismo: “Somos lo que hicimos con lo que otros hicieron de nosotros”. La gran síntesis de las experiencias directas y las enseñanzas de tus padres, hermanos, vecinos, profesores y muchos más, todos quienes te aportaron a ser quién eres.

Te permiten afirmar soy. Soy alegre, optimista, disciplinado y brillante, por ejemplo. O auténtico, auto motivado, tenaz, solidario y abierto, otro joven. Resume las cualidades aprehendidas al recorrer la existencia personal. Este primer yo se consolida durante la primera y segunda infancia, luego se le hacen algunos pocos retoques; de allí la importancia de comenzar bien y contar con excelentes tutores afectivos.

Al preguntarle –mediante google.docs- a miles de jóvenes ¿Quién eres? Encontramos respuestas terriblemente pobres, demasiadas del sentido común. Al insistirles: ¿Conoces tus cualidades? Un número enorme responde negativamente. Algunos agregan: “Ni para nuestros padres, y menos en el colegio las cualidades son importantes. Nos enseñan de todo, menos de nosotros mismos”. Razón para que el aforismo de Psicología afectiva sea: “Sabemos mucho de lo otro, poco de los otros y casi nada de nosotros”.

Dichas cualidades y también las incompetencias (egoísta, desordenado, o tímido) definen tu ser profundo. Además, de que las cualidades son las herramientas psicológicas definitivas para crear buenas conexiones con uno mismo, los otros y su sociedad. Le dan a cada quien su yo original, procedente de una extensa biografía, como comentamos. Mientras que las incompetencias interrumpen y dificultan esas conexiones.

Observa el perfil de una joven de diez y seis años obtenido en solo una semana de autoconocimiento:

Columna Miguel de Zubiría

Cada día revisa diez posibles cualidades suyas, al finalizar la semana presenta su perfil de cualidades. Laura-2, por ejemplo, afirmó reiteradas veces tener máximo tres cualidades. Fue enorme su sorpresa al comprobar que poseía diez y nueve muy valiosas cualidades, no solo tres. Cada una de las cuales le abre muchas puertas en los varios mundos humanos, en su:

  • Familia.
  • Colegio.
  • Tiempos libres.
  • Con sus amigos.
  • Actividades intelectuales.
  • Proyectos.

Y luego de su adultez en:

  • Su vida amorosa.
  • Laboral.
  • Su vejez.

La mejor recomendación y la más práctica es: ¡Conoce tu yo pasado! Es la única embarcación con que cuentas para recorrer la bella existencia.

Por Miguel de Zubiría. Psicólogo afectivo. Profesor de auto conocimiento.

Google News Haz de Noticias tú fuente de información aquí

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso.políticas de cookies

Con su manifestación expresa de la aceptación del mensaje de información y autorización que se despliega al inicio de su navegación en el Portal, así como con su navegación a través de la misma, RCN asume que usted acepta de previa, expresa e informada el uso de cookies. Sin embargo, la solicitud de aceptación de la presente política se desplegará en la parte inferior o superior del Portal y en cada inicio de sesión o navegación con el objeto de que usted tenga un conocimiento claro e informado del presente contenido.