Respetar la fila | Por: Andrea Bernal

¡Mucho ojo! a los que están empezando la vacunación, como Colombia, donde el reto es que las vacunas lleguen a quienes deben llegar en el orden que deben llegar

23 Feb 2021 6:00Por: Noticiasrcn.com

Por: Andrea Bernal*
@andrebernal26 en Twitter

Llegaron las vacunas a América Latina y empezó la repartija.  Sin ley y sin orden, algunos funcionarios de la región decidieron que ellos debían vacunarse primero y no solo ellos sino la esposa, la mamá, los hijos y por si acaso algún amigo cercano.

En Perú, 487 funcionarios se vacunaron el año pasado en secreto como parte del ensayo clínico de la vacuna del laboratorio chino Sinopharm.

Tan descarados fueron, que algunos recibieron tres dosis de la vacuna. Entre la lista de los vacunados está el expresidente Vizcarra, quien se vacunó en octubre del año pasado cuando todavía era Presidente pero antes de que la vacuna china obtuviera luz verde en el país, lo hizo con su esposa y su hermano mayor. El escándalo, además, le costó el puesto a dos ministras del Perú.

De Perú pasamos a Ecuador, donde el Ministro de Salud vacunó a su mamá con el primer lote de vacunas que llegó al país, en el geriátrico privado que no constaba en la lista de lugares con prioridad. El Ministro está siendo investigado por la Fiscalía por tráfico de influencias.

Pero las equivocaciones --como algunos las llaman-- no terminan ahí. La semana pasada se hizo pública una carta, también del Ministro de Salud de Ecuador, invitando a los rectores de las universidades a vacunarse en esta primera fase, cuando apenas han llegado dos lotes de vacunas y aún no se completa la vacunación de los empleados de la salud ni tampoco de los mayores de 80. El mundo al revés.

Pero si en el norte llueve, en el sur del continente no escampa. En Argentina, el presidente Fernández le pidió la renuncia a su Ministro de Salud luego de que se conociera que el funcionario se reservó 3.000 dosis de la vacuna rusa Sputnik V para su uso discrecional. Y además, tenía un vacunatorio VIP del cual se aprovecharon funcionarios, amigos del ministro y un periodista.

¿Pedirles la renuncia? ¿presentar la renuncia? ¿decir que se equivocaron? ¿pedir excusas? ¿es suficiente? No. Aquí no estamos hablando de una simple infracción ética, moral o administrativa. Esto es corrupción y debe ser tratado como tal, no puede pasar simplemente como una viveza criolla.

Lamentablemente los latinoamericanos no estamos acostumbrados a respetar la fila. El más vivo es el que se cuela, el que acelera, el que paga por el turno.

Por eso, ¡ojo! ¡mucho ojo! a los que están empezando la vacunación, como Colombia, donde el reto es que las vacunas lleguen a quienes deben llegar en el orden que deben llegar.

Y el reto no es solo para los gobiernos sino también para la sociedad, para saber esperar y hacer la fila.

 

*Periodista y presentadora de Noticias RCN

Noticias RCN Google News

NoticiasRCN.com

Te puede interesar