Opiniónagosto 03, 2022hace 4 días

La rebeldía por el like, asesino silencioso de las causas valiosas

¿Cuál es el límite? ¿Cuál es la necesidad de generar escándalos mediáticos que generen mayor resistencia?

Andrés HoyosFoto: NoticiasRCN.com

A cada senador los colombianos les pagamos casi 35 millones de pesos mensuales, un retroactivo de casi 20 millones, una UTL para su gente de casi 44 millones, tiquetes aéreos semanales, comitiva y cuerpo de escolta, carro blindado y gasolina; sin tanta carreta, algo cercano a los 95 millones de pesos por cada uno, que multiplicado por 280 nos da un total de 26 mil 406 millones de pesos mensuales; todo esto, para que alguno de ellos venga a decir que los hombres que no se sienten hombres también son “personas menstruantes”, tal y como algunos han empezado a definir la perfecta condición femenina, para abarcar y ser incluyentes.

No queda bien, atacar visceralmente semejante despropósito farandulero o escandaloso, cuando justamente lo que hemos pedido siempre desde estas líneas es respeto con todas las posiciones, por más equivocadas o absurdas que parezcan. Se entienden las causas, se entienden las necesidades, las indignaciones y el enorme recorrido que mujeres valiosas han dado en el camino, para abrir una puerta de equidad que tiene que existir sin condiciones, pero con los pies puestos en la tierra, a punta de realidades y no de algún proceso alucinógeno que más que unir, busque desfragmentar y desdibujar una causa valiente. 

No más por estos días vimos a una representante defender su causa a punta de atrocidades “incluyentes” que hacían sangrar los ojos incluso de feministas reconocidas que vieron su causa caricaturizada en una postura irracional. La perfección, complejidad, liderazgo, fuerza, equilibrio, y causas comunes de la mujer se coagularon en 5 segundos al ver cómo la misma historia de esas luchas se veía reducida a poner la anatomía masculina, sin importar su condición sexual, en el mismo proceso natural de tantas mujeres.

Para la representante a la cámara Susana Boreal, además de las mujeres, los hombres trans, las personas sexodiversas y no binarias también pueden menstruar y deben ser llamadas “personas menstruantes”. Yo me pregunto, para esta representante, una menor de edad que aún no haya iniciado su proceso físico o una mujer adulta que ya lo haya culminado, ¿qué es? ¿Le sirve en su discurso para contar likes o votos?, o ¿Ellas no alcanzan para defender las causas legítimas de las esas mismas mujeres?  

Es tan poco el rigor de estas personas que en sus llamados vinculantes, excluyen hasta su propia especie sencillamente porque alguien les pare bolas en las incoherencias alucinantes que van fantaseando por la vida. El “ultraescandalismo”, una posición que aborrecen hasta las propias feministas valientes que en su lucha diaria y valiosa se han opuesto a ser llamadas de esa forma, simplemente porque ya hay una inventada, inigualable y perfecta: “Mujer”; a secas.

¿Cuál es el límite? ¿Cuál es la necesidad de generar escándalos mediáticos que generen mayor resistencia?, ¿vale la pena pagarle semejante sueldo a alguien solo para esto? Es claro que nuestra sociedad necesita y merece cambios y ojalá de fondo, pero no deberíamos estar condicionados a las fantasías estrambóticas del descontento y la amargura permanente en la que nada sirve y todo molesta, sencillamente porque sí y punto!

 

@donandreshoyos
Analista y periodista

Google News Haz de Noticias tú fuente de información aquí

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Políticas de cookies

Con su manifestación expresa de la aceptación del mensaje de información y autorización que se despliega al inicio de su navegación en el portal, así como con su navegación a través de la misma, RCN asume que usted acepta de previa, expresa e informada el uso de cookies. Sin embargo, la solicitud de aceptación de la presente política se desplegará en la parte inferior o superior del portal y en cada inicio de sesión o navegación con el objeto de que usted tenga un conocimiento claro e informado del presente contenido.