Justiciaagosto 29, 2020hace 2 años

Piden 60 años de cárcel para los capturados por la masacre de adolescentes en Llano Verde

La Fiscalía confirmó que tiene tres pruebas para pedir cárcel para estas personas por el asesinato ocurrido el pasado 11 de agosto y dijo que quien propinó los disparos sería ‘El Mono’.

En un interrogatorio hecho en audiencia este sábado a los detenidos Jefferson Marcial Angulo y Juan Carlos Loaiza, con abogado defensor, reconocieron que estuvieron en el lugar de los hechos cuando fueron asesinados cinco menores en el sitio conocido como Llano Verde, en Cali. 

Según la versión de los capturados,"ese día y cuando vimos a los jóvenes se hizo una especie de emboscada en el lugar. Cuando ellos estaban comiéndose algunos trozos de caña, el prófugo, Gabriel Alejandro, conocido como ‘El Mono’, les disparó después de haberlos obligado a que se arrodillaran y extendieran las manos". 

Vea también: Policía busca a tercer presunto implicado en masacre de Llano Verde

Sin embargo, en la audiencia de imputación de cargos los dos detenidos, manifestaron al juez que su labor fue montar una especie de celada a los jóvenes para atraparlos, “porque pensábamos que eran unos delincuentes y los confundimos”. 

Esta información fue avalada por la Fiscalía para imputar cargos por cinco homicidios, porte ilegal de armas y pedir una condena de 60 años de prisión por la gravedad de los hechos y porque los menores fueron asesinados en estado de indefensión. 

Los dos capturados no aceptaron su responsabilidad en el delito de homicidio agravado y porte ilegal de armas. Pero podrían llegar a un preacuerdo y degradar el delito. Sin embargo, el abogado de victimas, Elmer Montaña, aseguró que no podrán tener rebajas de penas porque las víctimas son menores. 

La Fiscalía solicitará la medida de aseguramiento para los dos capturados, mientras se busca en Cali a alias El Mono, uno de los que participó en el múltiple crimen.

El ente de control en la medida de aseguramiento entregó como prueba al juez tres líneas investigativas.

La declaración de un testigo que reveló que uno de los implicados le contó que estuvo en el sitio de los acontecimientos, pero no les disparo. Simplemente su labor fue asustarlos para atraparlos.

Le puede interesar: Fiscalía imputó cargos a presuntos responsables de la masacre de Llano Verde en Cali

Otro indicio es la ubicación de los celulares de los dos implicados que tenía cuando se cometieron los asesinatos.

Según la Policía Judicial, un estudio detallado de las celdas de los teléfonos celulares incautados demuestran que sí estuvieron en el lugar y luego los apagaron.

El general Jorge Vargas, director de seguridad ciudadana de la Policía, en entrevista con Noticias RCN dijo que se ha realizado un trabajo técnico y científico de alto nivel profesional para esclarecer este hecho y entregó avances de las investigaciones.


Paco Morales - 

Google News Haz de Noticias tú fuente de información aquí

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Políticas de cookies

Con su manifestación expresa de la aceptación del mensaje de información y autorización que se despliega al inicio de su navegación en el portal, así como con su navegación a través de la misma, RCN asume que usted acepta de previa, expresa e informada el uso de cookies. Sin embargo, la solicitud de aceptación de la presente política se desplegará en la parte inferior o superior del portal y en cada inicio de sesión o navegación con el objeto de que usted tenga un conocimiento claro e informado del presente contenido.