Opiniónseptiembre 23, 2022hace 12 días

¡Si le enseñáramos a nuestros estudiantes a APREHENDER!

Con todas las trágicas consecuencias: individuales y sociales para ese país como el nuestro dónde solo uno de diez se titula profesionalmente.

Miguel de ZubiríaMiguel de Zubiría /Foto: Noticias RCN

Sin duda vale la pena invertir en diseñar al menos una asignatura durante la primaria que les enseñe a nuestros niños a aprehender, el arte y el oficio humano por excelencia. En el próximo capítulo desarrollaremos la pregunta: ¿Cómo?  

Los resultados serían inmensos. Pues por los estudios del Banco Mundial y de otras organizaciones, sabemos que en el mundo siete de diez niños de primaria aprehende como pobre; sus aprehendizajes resultan ser de pobre calidad. Luego él o ella será a futuro sin remedio una persona pobre; un trabajador informal o rutinario, como le ocurre a 8 de cada 10 adultos colombianos, con ingresos menores a uno y medio salario mínimo mensual.

Le puede interesar: Petro en la ONU ¿qué significó?.

Con todas las trágicas consecuencias: individuales y sociales para ese país como el nuestro, donde solo uno de diez se titula profesionalmente; mientras que en Canadá lo logran seis de diez. Una diferencia colosal. ¿Son ellos acaso más inteligentes que nosotros? De ninguna manera. Hasta podría ser al revés. Causa de las tres pobrezas: económica, sociocultural y psicológica que pesan sobre los hombres de estos millones de personas, en mi país uno de ocho.

No obstante, los ministros de educación le apuestan a la gratuidad de la universidad y a educar en colegios cada vez más grandes y por ende antihumanos y contrarios a las necesidades de cercanía de estos pequeños desfavorecidos por sus circunstancias de vida en ambientes pobres comunicacionalmente. Con la universidad lo único que logran es que los contribuyentes les paguemos sus estudios terciarios, de maestría y de doctorado a los muchachos privilegiados de los estratos 4, 5 y 6. Precisamente a uno de cada diez. Una enorme injusticia para todos, que nos acaba de hundir educativamente. El problema está en el preescolar y en la primaria.

También lea: La espiral de la indignación.

Es propio, y lo ha sido por décadas, de la miopía económica para la cual todas las soluciones pasan por agregar recursos económicos, Cuando aquí lo que se requiere es agregar recursos psicológicos para que millones de niños, calculados por el Banco Mundial en América Latina, uno de ocho, no fracase irremediablemente. Por qué su ambiente sociocultural no potencia sus operaciones intelectuales, necesarias para aprehender, y la escuela pasa este vacío centenario de lado. Al final todos se sorprenden del gran fracaso educativo. ¿Por qué millones de estudiantes nuestros no avanzan como deberían hacerlo?

¡Si le enseñáramos a nuestros estudiantes a APREHENDER!

Y aunque este vacío afecta diferencialmente a los niños venidos de ambientes pobres, educativamente y por ende pobres económicamente, y no al revés, como tantos piensan, igual afecta a todos, pues a pesar de venir de ambientes ricos, educativa y económicamente, no por ello conocen las estrategias del aprehendizajes humano, recientemente descifradas por los psicólogos cognitivos. Los beneficios serían enormes, entre ellos:

Además: ¿Realmente disminuirán las tarifas de energía?.

  1. Millones de pequeños estudiantes disfrutarían su escuela, sin someter a ser los peores estudiantes de sus cursos.
  2. Las mejoras en autovaloración y autosatisfacción serían incalculables.
  3. Me imagino que aparecerían y florecerían enorme cantidad de talentos, lo que no ocurre hoy por las dificultades de aprehendizaje de tantos estudiantes, quienes vuelcan todas sus energías a no fracasar, a pasar sus años así sea raspando.
  4. Talentos todos perdidos para sus países. Asombrosamente, quienes más los necesitan: América Latina y África.
  5. Sin duda vale la pena invertir en diseñar al menos una asignatura durante la primaria que les enseñe a nuestros niños a aprehender, el arte y el oficio humano por excelencia. En el próximo capítulo desarrollaremos la pregunta: ¿Cómo? Te invito a consultarlo.

@migueldezubiria

Psicólogo afectivo Miguel de Zubiría

Google News Haz de Noticias tú fuente de información aquí

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Políticas de cookies

Con su manifestación expresa de la aceptación del mensaje de información y autorización que se despliega al inicio de su navegación en el portal, así como con su navegación a través de la misma, RCN asume que usted acepta de previa, expresa e informada el uso de cookies. Sin embargo, la solicitud de aceptación de la presente política se desplegará en la parte inferior o superior del portal y en cada inicio de sesión o navegación con el objeto de que usted tenga un conocimiento claro e informado del presente contenido.