Economíajulio 17, 2022hace 23 días

¿Cómo controlar la fuerza del dólar y de la inflación?

La situación económica en el mundo pone en alerta a los mercados, más aún con una amenaza de recesión en Europa.

¿Cómo controlar la fuerza del dólar y de la inflación?¿Cómo controlar la fuerza del dólar y de la inflación?. / Foto: Pixabay.

El alza en el precio del dólar no es un fenómeno que se está presentando en Colombia, sino en el mundo. La inflación en Estados Unidos no se detiene y los impactos en el mercado económico y todo lo que lo rodea apenas empieza a sentirse. 

Esta situación no solo preocupa a los ciudadanos del común, sino a los inversionistas, que cada día se preguntan cuánto más puede subir el dólar. Es útil pensar en lo que tiende a impulsar el rendimiento de las divisas. Los flujos especulativos pueden desempeñar un papel importante, pero el posicionamiento en el dólar no es tan extremo. 

Garret Melson, estratega de Natixis Investement Managers, analizó la fuerza que está tomando el dólar y la inflación y detalló las claves con las que se le puede hacer frente a esta situación que hace pensar con una recesión económica en Europa. 

Le puede interesar: La correlación que hay entre la subida del dólar y la caída del bitcoin

La “sonrisa” del dólar

Se tiende a ver el mercado de divisas, y en concreto el dólar, en el marco de la “sonrisa” de este. En ambos extremos de la curva, el dólar recibe una oferta, por un lado, debido a los flujos de refugio de riesgo y, por el otro, a los flujos que persiguen la supremacía del crecimiento estadounidense. El punto medio de esta tendencia, en el que el dólar tiende a debilitarse, es cuando el crecimiento mundial se acelera en relación con el estadounidense. Este año ha subido en gran medida porque ambos lados de la “sonrisa” del dólar están funcionando a favor del dólar frente a otras divisas.

Los temores a la inflación, que dan paso al miedo del crecimiento y a la recesión, proporcionan una oferta de riesgo para el dólar y a la ventaja del crecimiento de EE.UU., en relación con un contexto de crecimiento mundial relativamente escaso que se ha deteriorado con la lucha de los bancos centrales mundiales contra la inflación, el empeoramiento de las presiones sobre los precios de las materias primas desde la invasión rusa de Ucrania; lo que hace que los riesgos de inflación sean más altos y los de crecimiento más bajos, especialmente en Europa.

Mire también: ¡Atención colombianos! Esto cuesta ir al Mundial de Catar con el alza del dólar

Las fuerzas macroeconómicas de este año han hecho que la “sonrisa” del dólar vuelva al régimen de 2010, que era, en realidad, más un círculo vicioso. Un crecimiento relativamente más robusto en EE. UU. conduce a una oferta en el dólar que presiona el crecimiento global a la baja, lo que impone los diferenciales de crecimiento relativo aún más a favor de una oferta en el dólar, además de las ofertas de riesgo a medida que el crecimiento global se ralentiza aún más. Y así se va cumpliendo el ciclo.

Pasos a seguir

Aunque el dólar pueda parecer sobrecomprado en los gráficos, no hay ninguna razón para creer que se revierta de forma significativa hasta que se vea que la inflación estadounidense se modera para quitar presión a los diferenciales de tasas políticas previstas y, como resultado, a los diferenciales de tasas a corto plazo. Lo que es más importante es que se alivien las elevadas presiones de los precios de la energía en Europa, lo que se traduce en un deterioro de la relación de intercambio y una producción potencialmente menor como resultado del racionamiento del gas.

Si bien un euro más bajo beneficiaría en teoría al crecimiento europeo a través de unas exportaciones relativamente más atractivas, el hecho de que el sector industrial se vea sometido a presiones sobre sus márgenes por los costos de la energía y potencialmente limitado por el racionamiento contrarresta ese beneficio. Además, todo esto ocurre en un momento en el que el impulso de la fabricación está disminuyendo a medida que el consumo se normaliza, alejándose de los bienes y volviendo a los servicios, y las industrias de bienes están trabajando para liberarse del exceso de inventarios.

Vea acá: La importancia de la innovación financiera frente a incertidumbre económica en Latinoamérica

Se trata de una tormenta perfecta desencadenada por la crisis energética europea que está llevando a una revalorización del euro a una economía que ya no tiene un enorme superávit por cuenta corriente y que ahora tiene un déficit comercial debido a las necesidades energéticas. Y, en términos más generales, cuanto más se fortalezca el dólar, más se ralentizará la fabricación y el comercio mundial, presionando a la baja a las materias primas y arrastrando también a la baja a las divisas relacionadas con ellas.

Dos salidas

  1. Que la inflación fuera de Europa se modere rápidamente o que el crecimiento se ralentice sustancialmente, lo que probablemente contribuya a desacelerar la inflación no energética y les quitaría presión a los bancos centrales mundiales y, sobre todo, a la Reserva Federal.
  2. Una reactivación importante en China, que se ha empezado a ver a en la medida en que el enfoque se desplaza lentamente hacia un apoyo más activo para estimular el crecimiento, aunque esto probablemente sólo mitiga los efectos en lugar de romperlos, mientras la política de Cero-COVID siga siendo un límite.

Además: El 70 % del alza del dólar se debe a factores internacionales: economista experto

Google News Haz de Noticias tú fuente de información aquí

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Políticas de cookies

Con su manifestación expresa de la aceptación del mensaje de información y autorización que se despliega al inicio de su navegación en el portal, así como con su navegación a través de la misma, RCN asume que usted acepta de previa, expresa e informada el uso de cookies. Sin embargo, la solicitud de aceptación de la presente política se desplegará en la parte inferior o superior del portal y en cada inicio de sesión o navegación con el objeto de que usted tenga un conocimiento claro e informado del presente contenido.