Internacionalseptiembre 26, 2021hace 2 años

La lucha de las tejedoras mexicanas: un acto de resistencia frente a la industria de la moda

La batalla de estas mujeres trasciende lo simbólico, pues busca reivindicar las creaciones originales y los derechos de reconocimiento de los artesanos.

La lucha de las tejedoras mexicanasFoto: Pedro Pardo - AFP/

Tejedoras indígenas de un pueblo enclavado entre verdes cerros del sur de México luchan por vivir dignamente de sus creaciones, a contracorriente del gran negocio de la moda que, según ellas, se adueña de su riqueza cultural. Su batalla es más que simbólica cuando México celebra este mes el bicentenario de la Independencia, poniendo el acento en la reivindicación y resistencia de los pueblos originarios.

En el patio de la casa de Julia Pérez, una emprendedora artesana tzotzil de 39 años, el bullicio y las risas de sus compañeras tejedoras rompe el silencio vespertino de Zinacantán, estado de Chiapas, donde por momentos solo se escucha el rumor del viento y de las hojas de los árboles.

Vea también: Justicia mexicana anula norma sobre objeción de conciencia que limita el aborto.

Sentadas sobre mantas para amortiguar la dureza del piso, usan el tradicional telar de cintura para hilar lienzos con elegantes combinaciones cromáticas. Sean colores tierra, rojo intenso o patrones de blanco y negro, una sobria belleza predomina.

"Ahí va mezclado nuestras ideas, que no se pierda nuestra tradición, nuestra cultura, nuestros tejidos, por eso es que siempre lo usamos en los diseños", dice Pérez sobre la inspiración de colores y tramas.

El alegre desenfado de sus compañeras no debe llamar a confusión. Su destreza no hace menos laborioso y complejo el hilado ni el trabajo previo en la urdimbre, aclara Pérez.

Valorar adecuadamente su tiempo, su creatividad y los beneficios futuros han sido conceptos clave que estas artesanas han adquirido gracias al encuentro con otras dos mujeres, Dulce Martínez de la Rosa y Daniela Gremion, cosmopolitas y citadinas pero igualmente devotas del arte tradicional mexicano.

Foto: AFP

Le puede interesar: Abuelita de la película Coco existe en la vida real y celebró 108 años de vida.

Lucha contra la apropiación cultural de la moda como acto político

Bajo la marca Fábrica Social, el proyecto de De la Rosa y Gremion, las mujeres de Zinacantán y otras artesanas en seis estados mexicanos buscan mejorar las condiciones laborales y combatir desigualdades del negocio. 

Tras detener su labor, las tejedoras colocan sillas y una mesa para trabajar en el patio. Gremion inicia entonces el repaso de conceptos básicos sobre costos, gastos y otros aspectos para alcanzar una meta crucial pero compleja: un comercio justo.

Más allá del valor económico, el arte textil de muchos pueblos indígenas mexicanos representa un patrimonio cultural e histórico sistemáticamente visto como usurpado por grandes casas mundiales de la moda.

Desde 2019, el gobierno del izquierdista Andrés Manuel López Obrador ha exigido explicaciones públicas a diseñadoras como la venezolana Carolina Herrera y la francesa Isabel Marant, y a marcas como Zara, Rapsodia o Anthropologie por la "apropiación cultural indebida" de elementos indígenas en sus colecciones.

Fábrica Social es uno de varios proyectos convocados por el ministerio de Cultura mexicano para la plataforma "Original", que busca rescatar sus experiencias para impulsar "colaboraciones éticas" entre grandes empresas y artesanos, respetando sus derechos colectivos y creativos.

Lea además: Israel se convierte en el primer país en prohibir el comercio de pieles para la moda.

por:Autor Noticias RCN

Noticiasrcn.com

google news
whatsapp channel

El uso de este sitio web implica la aceptación de los Términos y condiciones. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Políticas de cookies

Con su manifestación expresa de la aceptación del mensaje de información y autorización que se despliega al inicio de su navegación en el portal, así como con su navegación a través de la misma, RCN asume que usted acepta de previa, expresa e informada el uso de cookies. Sin embargo, la solicitud de aceptación de la presente política se desplegará en la parte inferior o superior del portal y en cada inicio de sesión o navegación con el objeto de que usted tenga un conocimiento claro e informado del presente contenido.