Reclutamiento de menores en las Farc, historia que busca justicia para las víctimas

La JEP abrió el caso 007 para priorizar e investigar el reclutamiento y utilización de niños y niñas en el conflicto armado.

26 Jul 2020 15:14Por: Noticiasrcn.com

La transición de las Farc de la vía armada a la vida política quedó sentenciada dentro del acuerdo final de paz en La Habana. El Gobierno le entregó al partido Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común, diez curules en el Congreso de la República, cinco en Senado y cinco en Cámara.

El pasado 20 de julio, este partido se estrenó en la mesa directiva del órgano legislativo con Griselda Lobo como segunda vicepresidenta de la cámara alta. La postulación de su nombre contó con el apoyo de la mayoría de los legisladores, respondiendo como un reconocimiento al proceso de paz.

En la subversión, Griselda era conocida con el alias de Sandra Ramírez, ingresó a las Farc a los 17 años y se mantuvo en sus filas por más de 30 años, 20 de ellos los compartió con Manuel Marulanda, alias Tirofijo.

Según testimonios recogidos por el director de Voces del Secuestro, Herbin Hoyos, a través de diferentes excombatientes, 'Sandra Ramírez' fue una pieza neurálgica al interior del secretariado de las otrora Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, Farc. Era la persona encargada de manejar las comunicaciones secretas de su compañero sentimental alias Tirofijo y por sus manos pasaban las solicitudes de los jefes de frentes guerrilleros para pedir autorización de secuestros, tomas guerrilleras como las de Mitú, Patascoy y las Delicias, hasta fusilamiento de menores reclutados en medio de la inocencia e indefensión.

“Por las manos de ella pasaron todas esas órdenes. Era el filtro de estas decisiones terroristas que se hicieron contra el país”, señaló Herbin hoyos.

Las declaraciones públicas de la hoy senadora de la República, Griselda Lobo, han causado estupor en la sociedad colombiana al afirmar que nunca hubo reclutamiento forzado.

La Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) a través de la sala de Reconocimiento de la Verdad, abrió el caso 007 para priorizar e investigar el reclutamiento y utilización de niños y niñas en el conflicto armado, basado en un amplio informe de la Fiscalía General de la Nación, contenido en 170 páginas, donde evidencia estas aberrantes prácticas.

Desde el año pasado, 31 miembros de las Farc habían sido citados a diligencia de versión voluntaria para conocer la verdad, sin que a la fecha hayan comparecido.

Le puede interesar: La JEP reconoce a 32 comunidades indígenas como víctimas del conflicto armado

Esta situación, para muchos, podría configurarse en una dilación del proceso para evitar que el caso vaya a la Corte Penal Internacional, situación que ya no podrán esquivar por la citación que les hizo la JEP a 14 de los 37 miembros de la Farc dentro del caso 007. Entre los citados están Rodrigo Londoño, alias Timochenko; Julián Gallo Cubillos, conocido como Carlos Antonio Lozada; Pablo Catatumbo y Pastor Alape.

Actualmente se está documentando un escalofriante informe sobre la denominada "Escuela de cachorros", que consistía en hacer un perfilamiento de niños entre 7 y 8 años para luego ser reclutados. Los jefes de los frentes guerrilleros hacían presencia en las escuelas, les tomaban fotos a los menores y este material era enviado al secretariado de las Farc. Ya con el hecho de enviar el retrato del menor se aseguraba su reclutamiento por considerarse como "la cuota de la guerra".

Lea también: JEP recibió un 'jalón de orejas' de Duque por sus resultados en cuatro años

Entre tanto, para las víctimas de las Farc, esta parece ser una lucha erosionada por la indiferencia de una sociedad impotente por la falta de confianza y credibilidad en el imperio de la justicia, sin embargo, las víctimas de la guerra continúan trabajando en un empeño común por obtener la verdad, reparación, no repetición, con el propósito de honrar tantos colombianos muertos sin haber alcanzado el destino de justicia que soñaron

NoticiasRCN.com